Mapa del sitio Accesibilidad

Cómo dejar las AFP y volver al antiguo sistema

29 de mayo de 2013
Son muchos los trabajadores chilenos que, encontrándose próximos a jubilar, sienten cómo se les viene encima una lamentable realidad, común para todos ellos: una jubilación deficiente.

 

Una de las deficiencias más grandes del sistema de AFP, en el cual todos cotizamos obligatoriamente, es la falta de información y educación previsional existente en torno al mismo. La gente, al no saber cómo utilizar el sistema de manera eficiente, no mantiene un acercamiento más activo al respecto y, como resultado de esto, lo evalúa de pésima manera.

Según una encuesta interna de Felices y Forrados realizada el día 7 de abril de este año a más de 10.000 usuarios que trabajan y cotizan en el actual sistema de AFP, un 30% dice estar insatisfecho con el servicio brindado por su AFP.

Ahora bien, en el año 1981 se creó el sistema de AFP y muchos de los cotizantes del sistema vigente por aquel entonces, el INP, tuvieron que pasarse al nuevo esquema. Este cambio trajo, para muchos, la consecuencia de una considerable disminución en sus jubilaciones.

Ahora, si está dentro de ese grupo de personas y le gustaría aumentar su jubilación o evaluar cuál de los dos sistemas le conviene más para su caso en particular, lo invito a leer el siguiente episodio que viví recientemente.

Un jardinero amigo me pidió que lo acompañara a jubilarse a su AFP y debo decir que me tocó presenciar una pésima experiencia de servicio al cliente; ni siquiera le entregaban una simulación de su jubilación y lo obligaban a usar la plataforma web por  él mismo, algo que a sus 64 años lo complicó bastante. Le ayudé a ingresar sus datos en el simulador de AFP y me encontré con la impactante noticia de que, pese a haber trabajado y ahorrado mensualmente por más de 30 años, su jubilación sería de $40.000. ¿Quién puede vivir con ese monto mensual de jubilación?

Lejos de desanimarme, leí todos los informativos legales que encontré en la misma sucursal y descubrí algo bastante interesante que de seguro le servirá.

Si una persona trabajó en el sistema antiguo y cumple con ciertos requisitos, es posible desafiliarse y regresar al Instituto de Previsión Social (ex INP), siempre y cuando le resulte conveniente. Los requisitos son los siguientes:

Si trabajó en el sistema antiguo y no tiene bono de reconocimiento, se puede desafiliar.

Si tiene bono de reconocimiento, pero trabajó más de 60 meses (consecutivos o no), antes del 1 de julio de 1979, también se puede desafiliar.

Por eso, si está pronto a jubilar o lo hará alguien cercano, averigue si cumple con los requisitos pidiendo en el IPS (ex INP) el certificado de meses trabajados en el antiguo sistema.

Luego, si puede desafiliarse, haga las simulaciones de jubilación y descubra dónde le conviene más hacerlo. Según la simulación, puede que le convenga más en la AFP o en el IPS.

Un poco de información puede cambiar su futuro. En el caso de mi amigo jardinero, pasará de $40.000 a $200.000 de jubilación, gracias a que pudo desafiliarse del sistema de AFP y volver al antiguo esquema que le entregaba una jubilación más digna (5 veces más dinero), aunque, en su caso, sigue siendo baja para lo que merece por todos sus años de esfuerzo y sacrificio.

Así que, si cumple con los requisitos y le conviene, ya lo sabe: tiene derecho a desafiliarse del sistema de AFP.

Investigue. Pregunte. Actúe.

 

Más información en:

http://www.igdigital.com/2013/05/como-dejar-las-afp-y-volver-al-antiguo-sistema/

Diseño Web - Posicionamiento Web